informes de balística

Existen dos pistolas y dos informes de balística.

La primera pistola es marca LLAMA calibre 9 mm. corto número 14.136, sustraída del domicilio de un miembro del Cuerpo Nacional de Policía, Cayetano Moya Cerda.

La segunda pistola es una pistola STAR, calibre 9 m/m corto número 1828713, propiedad del Policía Local de Benetúser, Ovidio Corredor Sanchís.

Ninguna de las dos armas estuvo nunca en manos de los expertos del Centro de Investigación y Criminalística, ya que nunca se localizaron. La pistola Star, en teoría, estaba en poder de Antonio Anglés, mientras que la Llama nunca se encontró tras ser robada. Por tanto, nunca se pudieron comparar las marcas de los cartuchos y proyectiles encontrados en la fosa y en los cadáveres con los de dichas armas. Teniendo en cuenta que los cartuchos entregados por el policía local Ovidio y el policia Nacional Cayetano estaban sin percutir (es decir, sin marcas), los informes de balística carecen de fundamento.

PRIMER INFORME DE BALÍSTICA

El segundo de los Informes realizado por el Centro de Investigación y Criminalísitica de la Guardia Civil, era de balística y llevaba fecha de 12 de marzo de 1993.
INFORME: 302/93
ELEMENTOS REMITIDOS.-
– En el escrito 110 de 4 de febrero de 1993
* UN PROYECTIL extraído a Antonia GÓMEZ RODRÍGUEZ (etiquetado con el número 1).
* UN PROYECTIL hallado entre las manos de Desirée HERNÁNDEZ (etiquetado con el número 2).
* UN CARTUCHO (sin percutir) marca GECO calibre 9 mm. corto, hallado en la fosa en la que se hallaban enterradas las tres niñas.
– Posteriormente, en escrito 125 de 10 de febrero de 1993 del Capitán de Policía Judicial de la 311ª Comandancia (Valencia) se remiten:
* DOS CARTUCHOS (sin percutir) que formaban parte de la pistola marca LLAMA calibre 9 mm. corto número 14.136, sustraída del domicilio de un miembro del Cuerpo Nacional de Policía. 

SEGUNDO INFORME DE BALÍSTICA

Meses después, concretamente el 18 de noviembre de 1993, los expertos del Centro de Investigación y Criminalística, iban a remitir un nuevo Informe de Balísitica. Se trataba del estudio y cotejo del cartucho encontrado en la fosa, con 13 casquillos que pertenecían a un policía local de Benetúsuer, al que también habían robado su pistola

ELEMENTOS REMITIDOS.-

a).- UN cartucho calibre 9 mm. corto marca H.P.
b).- TRECE casquillos de cartuchería 9 mm. corto (8 marca GECO y los 5 restantes marca H.P.)



FOLIOS 458-459

RELACIÓN DE MUESTRAS QUE SE REMITEN AL LABORATORIO DE CRIMINALÍSTICA DE LA GUARDIA CIVIL CON ESPECIFICACIÓN DEL ESTUDIO QUE SOLICITA:

 DETERMINAR SI LOS PROYECTILES HAN SIDO DISPARADOS POR LA MISMA ARMA. ANTECEDENTES.

SOBRE NUMERO UNO. Conteniendo proyectil alojado en el cráneo de ANTONIA GÓMEZ RODRÍGUEZ.

SOBRE NUMERO DOS. Proyectil hallado interior mano de DESIREÉ HERNÁNDEZ FOLCH.


FOLIO 736

DIRECCIÓN GENERAL DE LA GUARDIA CIVIL -CENTRO DE INVESTIGACIÓN Y CRIMINALÍSTICA

ASUNTO:

Acuse de recibo y remisión una muestra al Instituto Nacional de Toxicología.

Acuso recibo de su escrito núm. ON8685925, de fecha 4 de febrero de 1993, adjunto a otro dimanante de la 311ª Comandancia de la Guardia Civil (Valencia), núm. 110, de igual fecha, acompañando entre otras muestras que se relacionan en la fotocopia que encabeza el informe adjunto, las que a continuación se relacionan, para su estudio y análisis en el Departamento de Análisis., caso que ha quedado registrado en este Centro con el núm. 209/A/93, al que ruego haga referencia en lo sucesivo para todo cuanto con él se relacione.

MUESTRAS RECIBIDAS.-


FOLIO 738

UN cartucho sin percutir, marca “GECO” 9 mm. corto, que fue hallado enterrado bajo e1 suelo de la fosa donde estaban 1os cadáveres a una profundidad de entre TRES y SIETE centímetros.

Las citadas muestras se remiten a V.S. por si tiene a bien ordenar que por personal especializado tras su estudio y cotejo se emita informe técnico, interesando conocer:

1º.- Si los proyectiles etiquetados como nún UNO y nún DOS, han sido disparados por el mismo arma, calibre y cuantos a otros datos balísticos se puedan aportar y que contribuyan al esclarecimiento total de los hechos investigados.

2º.- Si existen antecedentes del arma que pudo haber disparado estos proyectiles.


FOLIO 739

 PERTENECE AL ESCRITO NÚMERO 110 DE FECHA 4 DE FEBRERO DE 1.993, PROCEDENTE DE LA UNIDAD ORGÁNICA DE POLICÍA JUDICIAL DE LA 311ª COMANDANCIA DE VALENCIA 

1º.- MUESTRAS PERICIALES QUE SE REMITEN PARA ESTUDIO. 

Un cartucho sin percutir marca GECO 9 mm corto, hallado en el suelo de la fosa 1-F

Proyectil sobre nún UNO. – ANTONIA GÓMEZ RODRÍGUEZ

Proyectil sobre nún DOS.- DESIRÉE HERNÁNDEZ FOLCH

2º.- CUESTIONES QUE SE PLANTEAN DE DICHAS MUESTRAS

 Si los proyectiles etiquetados en sobres nún UNO y DOS, han sido disparados por la misma arma, calibre y cuantos otros datos que puedan aportar y que contribuyan al esclarecimiento de los hechos.

Si existen antecedentes del arma que pudo haber disparado los proyectiles.


FOLIO 1142

DIRECCIÓN GENERAL DE LA GUARDIA CIVIL – 311ª COMANDANCIA JEFATURA

Sumario 1/93 PMS/rsp311

ASUNTO: REMITIENDO INFORME DE BALÍSTICA

Consecuente a su escrito de la referencia Adjunto remito a V.I. informe de Balística elaborado por el Laboratorio de Criminalística de la Dirección General de la Guardia Civil (Madrid), de dos proyectiles y dos cartuchos. Significándole que las muestras estudiadas quedan archivadas en el citado Laboratorio, para posteriores cotejos.

Valencia, 26 de Marzo de 1993

EL TENIENTE CORONEL PRIMER JEFE. – Fdo. Pedro Miranda Sánchez.

ILMO. SR. MAGISTRADO JUEZ JUZGADO DE INSTRUCCIÓN SEIS ALZIRA (VALENCIA)


 1er INFORME BALÍSTICA

FOLIOS 1143-1159 

INFORME DE BALÍSTICA – DIRECCIÓN GENERAL DE LA GUARDIA CIVIL CENTRO DE INVESTIGACIÓN Y CRIMINALÍSTICA – INFORME: 302/93

 Antonio SERRANO JIMÉNES, Comandante de la Guardia Civil, Diplomado en Investigación Criminal y Enrique QUERALT FIBLA, Teniente del mismo Cuerpo, ambos Especialistas del Centro de Investigación y Criminalística de este Cuerpo, por el presente Informe hacen constar:

 I.- ASUNTO

El día 11 de febrero de 1993 tuvo entrada en este Centro el escrito número 110 de fecha 4 del mismo mes, dimanante del Teniente Coronel Primer Jefe de la 311ª Comandancia de la Guardia Civil, fotocopia del cual encabeza este informe, por el cual se interesa el estudio de una serie de muestras, relacionadas con el hallazgo de los cadáveres de las TRES niñas desaparecidas en ALCÁCER.

ELEMENTOS REMITIDOS.-

– En el escrito 110 de 4-II-93

* UN PROYECTIL extraído a Antonia GÓMEZ RODRÍGUEZ (etiquetado con el número 1).

* UN PROYECTIL hallado entre las manos de Desirée HERNÁNDEZ (etiquetado con el número2).

* UN CARTUCHO (sin percutir) marca GECO calibre 9 mm. corto, hallado en la fosa en la que se hallaban enterradas las tres niñas.

– Posteriormente, en escrito 125 de 10-II-93 del Capitán de Policía Judicial de la 311ª Comandancia (Valencia) se remiten:

* DOS CARTUCHOS (sin percutir) que formaban parte de la pistola marca LLAMA calibre 9 mm. corto número 14.136, sustraída del domicilio de un miembro del Cuerpo Nacional de Policía.

CUESTIONES PLANTEADAS.-

* Intentar establecer una relación de identidad entre los dos proyectiles remitidos.

* Comparar los dos “cartuchos” remitidos en escrito nº 125 con el hallado en el lugar en que fueron descubiertos los tres cadáveres.

* Cotejar dichos elementos con antecedentes delictivos.

II.- RESOLUCIÓN.-

2.1.- Estudio de los proyectiles.

– Características generales.

Las características generales de los dos proyectiles remitido para análisis que para estudio denominaremos problemas P-1 y P-2 (fotografías 1 y 2) son:

Proyectil P-1 Proyectil P-2

-Diámetro medio: 9 mm. 9 mm.

-Longitud: 11,5 mm. 10,6 mm.

-Peso: 6,19 grs. 6 grs.

-Tipo: Ojival roma, blindada, de cuproníquel, con núcleo de plomo y culote descamisado. Las características apuntadas y valores obtenidos, son semejantes a las de los proyectiles que monta la cartuchería 8,81 x 17 conocida comúnmente como 9 mm. corto.

– Características específicas.

La superficie de dichos proyectiles está rayada por SEIS campos y estrías, con sentido de giro helicoidal hacia la derecha, cuya angulación y dimensiones, son semejantes a las del ánima del cañón de algunas de las pistolas de las cuales se tiene información técnica en este Centro, de entre las que cabría destacar -de las de fabricación nacional- algunos modelos de la marca LLAMA y STAR.

 

2.2.- Estudio de los cartuchos.

Los tres cartuchos peritados (el recogido en el lugar de los hechos -fotografía número 3- y los dos remitidos en oficio posterior -fotografía nº 4-) pertenecen a munición del calibre 9 mm. corto.

Todos montan proyectil blindado, de cuproníquel, tipo ojival romo.

El culote de los mismos está troquelado:

* El hallado en la fosa donde se encontraron los cuerpos sin vida de las tres niñas, “cuádruple a 90º” con las siglas GECO, a las 12; a las 6 aparece el calibre, “9 mm. k” y en los espacios intermedios, dos figuras códigos de fabricación.

* Los dos cartuchos remitidos posteriormente para estudio están marcados “doble a 180º” con las iniciales de la firma fabricante GECO y el calibre 9 m/mk.

Es cartuchería fabricada en Alemania por Gustav Genschow & Company, Durlach.

 

2.3.- Cotejo de casquillos y proyectiles.

– Generalidades.

La identificación de un arma a través de los casquillos y proyectiles por ella disparados, está fundamentada en las lesiones que durante la acción de disparo, originan en el culote de los casquillos los mecanismos de percusión, extracción, expulsión y cabeza de cierre y el labrado interior del cañón en la superficie de los proyectiles. Del estudio de dichas lesiones se establecen dos clases de señales, unas que denominamos “familiares” mediante las cuales se identifica el tipo de arma que ha podido intervenir y otras de carácter particular y cuyas señales, “específicas” de cada arma, nos permiten establecer cuando dos o más casquillos o proyectiles han sido disparados o no por una misma arma en base a la similitud o disparidad de las características observadas, pudiendo por consiguiente establecer, si existe, una biunívoca relación de identidad entre los mismos o con antecedentes de hechos delictivos anteriores, siempre que el uso repetido y prolongado del arma, o manipulaciones efectuadas directamente sobre los citados mecanismos, no haya alterado sustancialmente la configuración microscópica de los mismos.

– Consideraciones.

Vemos pues que, generalmente, un cotejo identificativo se lleva a cabo bien entre cartuchos percutidos o entre proyectiles disparados.

En el caso de cartuchos sin percutir (como en el caso planteado), se podría establecer una relación de identidad cuando dichos cartuchos hubiesen sido introducidos en recámara y consiguientemente extraídos de la misma, si en la superficie lateral de los mismos se hubiesen originado señales suficientes en cantidad y calidad, producidas por los “labios” del cargador o por las irregularidades de la boca de carga al ser introducidos en la recámara; también en menor medida, pueden aparecer, en sus culotes señales de extracción e incluso de expulsión, si la maniobra de extraer el cartucho de la recámara (impulsar manualmente el cierre hacia atrás) fuese efectuada con la suficiente “violencia” como para dejar impresas las señales de dichos mecanismos.

– Ejecución.

Efectuado el estudio de muestras recibidas, en el microscopio de comparación, con material fotográfico especial incorporado se llegó al siguiente resultado:

– No se pudo establecer ninguna relación de identidad entre los dos proyectiles “problema” peritados (el extraído del cráneo de la niña Antonia GÓMEZ y el hallado entre las manos de Desirée HERNÁNDEZ) y los “dubitados” que procedentes de hechos delictivos anteriores, han sido estudiados hasta el momento en este Centro.

– No existen lesiones en la superficie de los dos cartuchos remitidos (de un miembro del Cuerpo Nacional de Policía), que permitan llevar a cabo un estudio comparativo, con el cartucho “problema” recogido en la fosa donde se encontraban los cadáveres de las tres niñas.

– Los dos proyectiles “problema” estudiados, fueron disparados a través del ánima de un mismo cañón.

En las fotografías números 5, 6, 7, 8 y 9, puede constatarse la igualdad y continuidad de las lesiones cotejadas, en distintas zonas homólogas de ambos proyectiles comparados.

 

III.- CONCLUSIÓN.-

A la vista de todo lo anteriormente expuesto, puede finalizarse el presente informe en los términos siguientes:

– No se pudo establecer ninguna relación de identidad entre los dos proyectiles “problema”

peritados (el extraído del cráneo de la niña Antonia GÓMEZ y el hallado entre las manos de Desirée HERNÁNDEZ) y los “dubitados” que procedentes de hechos delictivos anteriores, han sido estudiados hasta el momento en este Centro.

– En la superficie de los dos cartuchos remitidos (facilitados por un miembro del Cuerpo Nacional de Policía), no existen lesiones de carácter identificativo que permitan llevar a cabo un estudio comparativo, con el cartucho “problema” recogido en la fosa donde se encontraban los cadáveres de las tres niñas.

Los dos proyectiles “problema” estudiados, fueron disparados a través del ánima de un mismo cañón, cuyas características técnicas son semejantes a las de los que montan gran número de armas, destacando entre las de fabricación nacional, algunos modelos de la marca LLAMA o STAR.

Este es el parecer de los abajo firmantes, que lo dan por concluido en Madrid a doce de marzo de mil novecientos noventa y tres.

 

**Podemos destacar en este apartado que el proyectil que se dice “hallado entre las manos de Desirée HERNÁNDEZ (etiquetado con el número 2)”,no fue incluido en el informe ni de la primera autopsia ni de la segunda,esto es,no se indica que estuviese incrustado en dichas manos,por lo que habría que explicar como es posible que un cadáver pueda sujetar entre las manos un proyectil disparado.Esto mismo no deja en muy buen lugar que digamos a los equipos forenses que participaron en las dos autopsias,si es que el proyectil hubiese estado en donde se dice que se encontró.Solo nos cabe deducir que si ese proyectil fue localizado en ese lugar,(entre las manos cadavéricas),pues obviamente alguien lo tuvo que depositar allí,porque no es creible que 7 forenses no fuesen capaces de ver dicho proyectil “entre” las manos de ese cadáver en dos autopsias sucesívas.Además sería interesante llegar a saber como al final el Dr.Francisco Ros Plaza consiguió hallar este proyectil “entre” las manos de Desirée,aunque desgraciadamente no contamos con esos datos,ya que este Dr. no lo explica en modo alguno,solo se limita a entregarlo en el Juzgado con la vaga explicación anteriormente referida.

El estudio finaliza dejando mas que claro,que ninguno de los dos proyectiles tienen semejanzas con ninguno de los que la Guardia Civil tenía en sus archivos de su Centro de Investigación y Criminalistica.Igualmente esto indica que el arma,o armas,que dispararon esos proyectiles no habían sido utilizadas en ningún hecho delictivo del que se hubiesen conseguido proyectiles “dubitados”,esto es,sacados de un escenario en donde se ha producido un delito.

 

**En el estudio de los proyectiles podemos observar que los llamados P-1 y P-2 no son iguales,viendose claras diferencias tanto de longitud como de peso,lo que nos hace sospechar que estos proyectiles son diferentes,aún siendo de calibre 9mm,si bien se da por hecho que pertenecen al mismo tipo de cartuchería tipo 8,81×17 o 9mm corto.Asimismo se especifica que pueden ser usados por armas de la marca Star o Llama,de amplisima distribución entre todas las fuerzas de seguridad del Estado y unidades Militares españolas por lo que tampoco este estudio es determinante.

No obstante el estudio ratifica que los proyectiles P-1 y P-2 han sido disparados por  el cañon del mismo arma,aunque al ser dichos proyectiles de diferentes longitudes y pesos,tampoco a este apartado podemos darle una credibilidad definitiva,ya que es dificil creer que munición extraida de una misma caja e insertada en un mismo cargador de una sola arma puedan tener unas diferencias tan apreciables.Por ultimo podemos tomar en consideración que en el Sumario no hay ni una sola fotografía del proyectil llamado P-2,esto es,el aparecido “entre las manos de Desirée”,cosa totalmente inexplicable ya que dicho proyectil apareció en el Instituto Anatómico Forense de Valencia,el cual suponemos,cuenta con medios mas que suficientes para haber realizado una sola fotografía de dicho proyectil y haberla adjuntado al Sumario 1/93.

 

**En el estudio de los cartuchos se mandan 2 para compararlos con el encontrado en la fosa,(cartucho “problema”).Estos dos cartuchos pertenencían a un Policia Nacional al que le fue sustraida su arma reglamentaria.Se explica que hay dos tipos de señales que quedan en los cartuchos,incluso simplemente con la introducción de los mismos en el cargador,estas son las señales “familiares” y las señales “especificas”.Las “familiares” son las genéricas de una marca de arma determinada y las “específicas” son las marcas “únicas” que cada pistola realiza en los cartuchos.

El estudio revela que el cartucho encontrado en la fosa no se puede comparar con los dos cartuchos del Policia Nacional,ya que estos dos no tienen marcas de ningún tipo.Asimismo tampoco aclara si el cartucho “problema”,(el encontrado en la fosa),tiene algún tipo de marca que indique que hubiese estado dentro de un arma y hubiese sido expulsado de la recámara tras haberse encasquillado previamente.


FOLIOS 1522-1524

DIRECCIÓN GENERAL DE LA GUARDIA CIVIL – CENTRO DE INVESTIGACIÓN Y CRIMINALÍSTICA DEPARTAMENTO DE ANÁLISIS INFORME: 198/93 BIS – FECHA: 27 FEB. 93

ASUNTO: REMITIENDO PROYECTILES, MUESTRAS DE TIERRA, DOS GUANTES, UN PICO, TROZOS DE METAL, UN TROZO DE PAPEL, UN CARTUCHO SIN PERCUTIR Y TIERRA DE LOS BAJOS DE UN COCHE, PARA INFORMES DE BALÍSTICA Y ANÁLISIS.

El día 27-01-93, en una fosa del paraje conocido como “Barranco de la Romana”, término municipal de CATADAU (Valencia), aparecieron enterrados los cadáveres de las TRES niñas desaparecidas en ALCÁCER (Valencia ),el pasado 13-11-92. Los cuerpos presentaban signos evidentes de violaciones anales y vaginales, numerosos golpes y un disparo en la cabeza cada uno.

En las inspecciones oculares practicadas en el lugar donde aparecieron los cadáveres, lugar de refugio de los presuntos autores, y durante la práctica de las autopsias forenses se obtuvieron las siguientes muestras:

– Sobre etiquetado con el núm. UNO, de ANTONIA GÓMEZ conteniendo un proyectil al parecer 9 m.m. corto, encontrado en el cráneo de ANTONIA durante la autopsia.

– Sobre etiquetado con el núm. DOS de DESIRÉE HERNÁNDEZ con un proyectil al parecer 9 m.m. corto, hallado después de la autopsia entre las manos cadavéricas de DESIRÉE.

– UN cartucho sin percutir, marca “CECO” 9 m.m. corto, que fue hallado enterrado bajo suelo de la fosa donde estaban los cadáveres a una profundidad de entre TRES y SIETE centímetros.

Las citadas muestras se remiten a V.S., por si tiene a bien ordenar que por personal especializado tras su estudio y cotejo se emita informe técnico, interesando conocer:

Si los proyectiles etiquetados como núm. UNO y núm. DOS, han sido disparados por el mismo arma, calibre y cuantos a otros datos balísticas se puedan aportar y que contribuyan al esclarecimiento total de los hechos investigados.

Si existen antecedentes del arma que pudo haber disparado estos proyectiles.

Valencia 04 de febrero de 1.993

 

**En este escrito se dice de manera incomprensible: “….hallado después de la autopsia entre las manos cadavéricas de DESIRÉE.”,refiriendose al proyectil calificado como P-2.Nos gustaría saber como es posible encontrar un proyectil entre las manos cadavéricas “después” de una autopsia,ya que si esto fuese verdad,no dejaría nada bien al equipo forense que no ha sido capaz de detectar lo que ha producido oficialmente la muerte de la persona autopsiada.No debemos de olvidar que la causa “oficial” de la muerte de Desirée fue producida por un disparo de arma de fuego en la cabeza,como consta en el Sumario.


2o INFORME DE BALÍSTICA

FOLIOS 2094-2102

 INFORME DE BALÍSTICA

DIRECCIÓN GENERAL DE LA GUARDIA CIVIL CENTRO DE INVESTIGACIÓN Y CRIMINALÍSTICA

Antonio SERRANO JIMÉNEZ, Comandante de la Guardia Civil, Diplomado en Investigación Criminal y Enrique QUERALT FIBLA, Teniente del mismo Cuerpo, Diplomado en Técnica Policial, ambos Especialistas del Centro de Investigación y Criminalística de este Cuerpo, por el presente Informe hacen constar:

I.- ASUNTO

El día 4 de noviembre de 1993 tuvo entrada en este Centro el escrito número 1404 de fecha 28 del mismo mes, dimanante del Teniente Coronel Primer Jefe de la 311ª Comandancia de la Guardia Civil, fotocopia del cual encabeza este informe, por el cual se interesa el estudio y cotejo de ocho vainas del calibre 9 mm. corto, con el cartucho “dubitado” relacionado con los asesinatos de las niñas de Alcácer.
ELEMENTOS REMITIDOS.-

 a).- UN cartucho calibre 9 mm. corto marca H.P.

b).- TRECE casquillos de cartuchería 9 mm. corto (8 marca GECO y los 5 restantes marca H.P.)

CUESTIONES PLANTEADAS.

1ª.- Si el cartucho H.P. remitido es de las mismas características que el encontrado en la fosa donde aparecieron las niñas de Alcácer.

2ª.- Si los trece casquillos remitidos, fueron percutidos por la misma arma que los dos proyectiles recogidos en la autopsia practicada a las niñas.

3ª.- Si los mismos casquillos fueron percutidos, por el arma que supuestamente alojó en su recámara al cartucho recogido en la fosa en que fueron enterrados los cadáveres.
II.- RESOLUCIÓN.-

 2.1.- CONTESTACIÓN A LA 1ª PREGUNTA.

2.1.1.- En cuanto a las características técnicas.

Tanto el cartucho remitido en esta ocasión (fotografía nº 1), como el “problema” hallado en la fosa

en que aparecieron los cadáveres de las niñas de Alcácer (fotografía nº 2), pertenecen a cartuchería calibre 8,81 x 17, conocido comúnmente como 9 mm. corto.

Ambos cartuchos son de vaina de latón, cilíndrica con ranura que montan proyectiles tipo ojival romo, blindados de cuproniquel y núcleo de plomo antimonioso.

2.1.2.- Marcas.

El cartucho recogido en el asunto de Alcácer es de la marca GECO, fabricado en Alemania por Gustav Genschow. El remitido en esta ocasión, presenta su culote marcado con las siglas H.P., que corresponden a la firma austríaca Hirtenberger Patronenfrabrik.
2.1.3.- Consideraciones.

Esta munición, diseñada para ser utilizada fundamentalmente por pistolas semiautomáticas del calibre 9 mm. corto, es profusamente utilizada tanto por armas de fabricación nacional como extranjeras.

La cartuchería de este tipo y marcas, es normal encontrarla en España como dotación de las armas de este tipo.

2.2.- CONTESTACIÓN A LA 2ª PREGUNTA.

Al producirse el disparo, el CASQUILLO recibe en su culote las señales del percutor; plano de cierre de la recámara; extractor y tope del expulsor. En las paredes laterales del casquillo pueden quedar reflejadas además señales longitudinales originadas por las paredes de recámara y labios del cargador.

El PROYECTIL tiene contacto con una parte del arma, distintas a las anteriormente citadas: el ánima del cañón, a través de cuyo estriado se desliza y del que recibe las señales que presenta en su superficie.

Ello significa que, una vez que el proyectil se ha separado del casquillo como consecuencia del disparo, ninguno de los dos elementos recoge señales comunes que permitan relacionarlos entre sí.

2.3.- CONTESTACIÓN A LA 3ª PREGUNTA

2.3.1.- COTEJO DE CASQUILLOS
GENERALIDADES.-

La identificación de un arma a través de los casquillos por ella disparados, está fundamentada en las lesiones que durante la acción del disparo originan en el culote de los cartuchos los mecanismos de percusión, los de extracción y expulsión.

Del estudio de dichas lesiones se establecen dos clases de señales:

– Unas, que denominamos “familiares”, mediante las cuales se puede deducir el tipo de arma que ha intervenido.

– Otras, de carácter “particular”, específicas de cada arma en concreto que nos sirven para establecer si dos o más casquillos han sido percutidos o no, por una misma arma, en base a la similitud o disparidad de las características observadas, siempre que, el uso repetido y prolongado del arma,manipulaciones efectuadas en dichos mecanismos, u otras causas no impidan dicho estudio, bien por carencia de señales o alteración sustancial de las mismas.
CONSIDERACIONES.-

 Ya apuntábamos en el informe 302/93 emitido sobre este mismo asunto, que en algunos casos podían efectuarse cotejos con cartuchos sin disparar, por las posibles lesiones de recámara, cargador e incluso de extracción y expulsión que la superficie del mismo puede presentar, si estuvo en contacto con dichos mecanismos.

EJECUCIÓN.-

 Con el auxilio de un microscopio de comparación con material fotográfico especial incorporado, se procedió a cotejar el cartucho sin disparar, recogido en la fosa donde se hallaban los cadáveres de las tres niñas, con las trece vainas remitidas para estudio (fotografías nº 3 a 15). Tras dicho análisis comparativo, no pudo establecerse ninguna relación de identidad (ni positiva ni excluyente).
III.- CONCLUSIÓN.-

 A la vista de todo lo anteriormente expuesto, puede finalizarse el presente informe en los términos siguientes:

* El cartucho calibre 9 mm. corto remitido, presenta unas características técnicas semejantes a las del que apareció en la fosa donde fueron encontrados los cuerpos sin vida de las niñas de Alcácer;valores comunes a la gran mayoría de la cartuchería de este calibre, diseñada para ser utilizada por gran número de pistolas semiautomáticas, tanto nacionales como de origen extranjero.

* Una vez que el proyectil se separa del casquillo como consecuencia del disparo, no presentan ninguno de los dos elementos, señales comunes que permitan relacionarlos entre sí.

* No se pudo establecer ninguna relación de identidad (ni positiva, ni excluyente) entre las trece vainas remitidas, y el cartucho recogido en el lugar en que aparecieron los tres cadáveres de las niñas de Alcácer.

Este es el parecer de los abajo firmantes, que lo dan por concluido en Madrid a dieciocho de noviembre de mil novecientos noventa y tres.

**En este informe se vuelve a dejar patente que no hay relación entre los proyectiles y el cartucho “problema” (usados en el triple crimen),y los entregados para su cotejo y comparación.

Las 13 vainas usadas para compararlas con la munición perteneciente al Sumario 1/93,fueron entregadas por el Policia Ovidio,a quien le fue robada su arma reglamentaria muchísimos meses antes del crimen,siendo esta arma la usada por Antonio Anglés para acabar con la vida de Toñi,Miriam y Desirée según el Sumario.

Se da la casualidad de que las 13 vainas entregadas para cotejarlas con la munición “problema”,no se pueden comparar con las vainas de los proyectiles”problema”,ya que el asesino se llevó dichas vainas percutidas de la escena del crimen,por lo que no se pueden comparar las marcas “particulares” de ambas vainas,que nos hubiese permitido sin género de dudas,saber si los proyectiles “problema” salieron del cañon del arma robada al Policia Ovidio o no.

Asimismo el cartucho que se entrega para comparar con el cartucho “problema”,no es ni siquiera de la misma marca,por lo que no se entiende que se pretendía comparar ni conseguir,poco mas alla de constatar que la munición era de la calificada como 9mm corto,cosa especificada en informes anteriores.

Además el cartucho “problema” al no haber sido percutido,no tiene ningún tipo de marca en el culote,por lo que no se puede comparar con las vainas percutidas entregadas por el Policía Ovidio para su cotejo.No obstante el informe ni afirma ni desmiente que haya posibilidad de “relación de identidad”,lo que deja abierta cualquier posibilidad,esto es,pudieron ser o no,parte de la munición que poseyó el Policia Ovidio hasta la sustracción de su pistola.


FOLIOS 2260-2262

 DIRECCIÓN GENERAL DE LA GUARDIA CIVIL – 311ª COMANDANCIA (VALENCIA) UNIDAD ORGÁNICA DE POLICÍA JUDICIAL Nº Ref.: PMS/ppp

SUMARIO 1/93 –

ASUNTO: REMITIENDO PROYECTILES, MUESTRAS DE TIERRA, DOS GUANTES, UN PICO, TROZOS DE METAL, UN TROZO DE PAPEL, UN CARTUCHO SIN PERCUTIR Y TIERRA DE LOS BAJOS DE UN COCHE PARA INFORMES DE BALÍSTICA Y ANÁLISIS.

 

El día 27 -01 -93, en una fosa del paraje conocido como “Barranco de la Romana”, término municipal de CATADAU (Valencia), aparecieron enterrados los cadáveres de las TRES las niñas desaparecidas en ALCÁCER (Valencia) el pasado 13 -11- 92. Los cuerpos presentaban signos evidentes de violaciones anales y vaginales, numerosos golpes y un disparo de bala en la cabeza cada uno.

En las inspecciones oculares practicadas en el lugar donde aparecieron los cadáveres, lugar de refugio de los presuntos autores, y durante la practica de las autopsias forenses se obtuvieron las siguientes muestras:

– Sobre etiquetado con el nº UNO, de ANTONIA GÓMEZ RODRÍGUEZ, conteniendo un proyectil al parecer de 9 mm. corto, encontrado en el cráneo de ANTONIA durante la autopsia.

– Sobre etiquetado con el nº DOS, de DESIREÉ HERNÁNDEZ FOLCH, con un proyectil al

parecer de 9 mm. corto, hallado después de la autopsia entre las manos cadavéricas de DESIREÉ.

– UN cartucho sin percutir marca “GECO” 9mm. corto, que fue hallado enterrado bajo el suelo de la fosa donde estaban los cadáveres a una profundidad de entre TRES y SIETE centímetros.

Las citadas muestras se remiten Vd., por si tiene a bien ordenar que por su personal especializado tras el estudio y cotejo, se emita informe técnico, interesando conocer:

1º – Si los proyectiles etiquetados como nº UNO y nº DOS, han sido disparados por el mismo arma, calibre y cuantos a otros datos balísticos se puedan aportar y que contribuyan al esclarecimiento total de los hechos investigados.

2º -Si existen antecedentes del arma que pudo haber disparado otros proyectiles.
ANEXO

1º)- MUESTRAS PERICIALES QUE SE REMITEN PARA ESTUDIO.

– Un cartucho sin percutir marca “GECO” 9mm. corto, que fue hallado en el suelo de la fosa 1- F.

– Proyectil sobre nº UNO- ANTONIA GÓMEZ RODRÍGUEZ.

– Proyectil sobre nº DOS – DESIREÉ HERNÁNDEZ FOLCH.
2º)- CUESTIONES QUE SE PLANTEAN DE DICHAS MUESTRAS.-

 – Si los proyectiles etiquetados como nº UNO y nº DOS, han sido disparados por el mismo arma, calibre y cuantos otros datos balísticos se puedan aportar y que contribuyan al esclarecimiento de los hechos.

– Si existen antecedentes del arma que pudo haber disparado los proyectiles.

– De la muestra 1 -F correspondiente al cartucho, relación con los proyectiles encontrados en el cráneo de ANTONIA y DESIREÉ; así como si ha sido introducido en algún arma.

Valencia a 04 de febrero de 1.993

 

**En definitiva,el estudio de la munición,(proyectiles y cartuchos),no es para nada determinante,ya que se da la paradoja de que los proyectiles “problema” no han podido ser comparados con otros “dubitados” utilizados en otros actos delictivos.Tampoco el cartucho encontrado en la fosa tiene alguna marca que pueda al menos ser indicativa de que ese cartucho ha estado siquiera en el interior de un arma,bien en un cargador o bien en la recámara,mas aún teniendo en cuenta que dicho cartucho resultó caído al suelo tras haberse encasquillado,lo que lógicamente hubiese ocasionado alguna marca en el casquillo o en el proyectil.

Por todo lo anteriormente expuesto se puede afirmar que la munición usada en este triple asesinato puede haber sido esta o no,ya que no hay ni una sola prueba que determine que perteneció a la supuesta arma usada en el crimen.El arma desapareció junto con el autor “oficial” de dicho asesinato puesto que se la llevó en su huida,por lo que no se ha podido ejecutar ningún tipo de comparativa.

 

Balas-e-impunidad

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s